Se trata de la Ordenanza que permitiría fraccionar el ex batallón 601 a favor de emprendimientos inmobiliarios, en contra de leyes nacionales y resoluciones judiciales, votada en sesión del escándalo.La agrupación de vecinos de Vicente López (AVVL) y la  AMAC presentaron un proyecto de Ordenanza a fin de derogar la ordenanza que anuló la ordenanza que reservava el espacio del Batallón de Villa Martelli como “Espacio verde público y recreativo” por considerar que ” las leyes nacionales tienen preeminencia sobre decretos y ordenanzas de todo tipo, más aún, si ístos son de carácter municipal” y teniendo en cuenta que “que dicha ordenanza viola lo normado en la ley 21.838 que adhiere a la Convención sobre Protección del Patrimonio Mundial, Cultural y Natural, adoptado por la UNESCO en la Conferencia General de 1972; que la Procuración General de la Nación”, a cargo -en su momento- del Dr. Becerra, dictaminó, entre otras resoluciones, sobre un pedido de amparo ante la inminente demolición de la ESMA; que se ha comprobado, por numerosos legajos de la CONADEP, que durante la última dictadura militar funcionó un Centro Clandestino de Detención en los terrenos que la mencionada ordenanza trata.
A la vez que destacan “que la Cámara Federal de Apelaciones de La Plata, con fecha 10-6-99, dictó la norma que prohíbe innovar sobre actuaciones y documentación archivadas en las Fuerzas Armadas” y considerando “que la Secretaria de Derechos Humanos de la Provincia de Bs. As. ha enviado el 8/06/05 al presidente del Concejo Deliberante de Vicente López la nota SDH N°247/05 y al Sr. Intendente Enrique García la nota SDH 249/05.”
A todo los mencionado, hay que sumarle el antecedente que  “el Poder Ejecutivo Nacional  expropió por Ley Nº 12.336 las tierras de la sucesión Saavedra Zelaya, con el único fundamento de “evitar su loteo y convertirlos en reserva urbana para las generaciones venideras, valorando su importancia para la preservación de la salud y el bienestar de la población”, sin que ello haya sido considerado por los concejales oficialistas al momento de cambiar súbitamente lo determinado por la Ordenanza que fue anulada por la ahora impugnada por las organizaciones civiles.
Como antecedente de la constante de irregularidades que rodean el tema del ex centro clandestino de detención que funcionó en el ex Batallón 601, cabe destacar que “A partir del año 1953 la fuerza militar comenzó a ceder espacios para otros fines: relleno sanitario de residuos domiciliarios,  centros recreativos, viviendas para su personal, autocine, oficinas y laboratorios, etc., incluso el arriendo para actividades y explotaciones comerciales e industriales a particulares, sin tributar tasas y derechos municipales. Tambiín se loteó y se vendió en dos subastas públicas una fracción de 428 parcelas para viviendas. O sea que, de las 143 hectáreas! originales, quedan hoy 126 hectáreas, tal como señala un informe realizado por vecinos con antecedentes históricos que avalan la pretención de los que hoy piden retrotraer la situación legal al 22 de diciembre.

Fuente: infoban.com.ar