El gobierno bonaerense trasladará en los próximos días a unidades carcelarias de la Provincia a unos 1500 detenidos alojados actualmente en comisarías bonaerenses.
“El objetivo de la medida es que las fuerzas policiales no tengan que custodiar a los detenidos sino dedicarse exclusivamente a la seguridad”, explicó el ministro de Justicia bonaerense, Ricardo Casal.
El titular de la cartera de justicia provincial anunció que en el marco de las medidas adoptadas por el gobierno para descomprimir la superpoblación en comisarías “comenzará la construcción de 10 alcaidías departamentales en el Conurbano, Mar del Plata y Bahía Blanca”.
“A partir de su implementación todos los detenidos y aprehendido vayan directamente a alcaidías sin que pasen por calabozos de comisarías”, explicó.

Fuente: infoban.com.ar