El joven tiene 24 años y está acusado de “abuso sexual agravado” en perjuicio de la niña de 12 años, que fue buscada intensamente durante 17 horas, tras desaparecer de su casa de San Isidro.

La niña de 12 años, que estaba desaparecida desde el martes a la noche cuando su familia hizo la denuncia, fue encontrada este en el mediodía de ayer por la Policía en una parada de colectivos en Beccar junto a un joven de 24 años, que fue detenido por “abuso sexual agravado con acceso carnal”.

Tras una intensa búsqueda, Magalí fue hallada junto a un joven en una parada de colectivos y derivada primero a la Unidad Funcional de Instrucción de Violencia de Gínero y Delitos Conexos a la Trata de Personas de San Isidro y luego a un hospital, en donde se determinó que había sido violada, informaron fuentes policiales y judiciales.

El joven, que tendría su domicilio en la villa La Cava de San Isidro, fue primero demorado en la DDI de San Isidro y luego detenido acusado de “abuso sexual con acceso carnal”.

El fiscal Marcelo Fuenzalida, que tomó la investigación del caso tras la denuncia por desaparición hecha por sus padres adoptivos, dijo a Tílam que “los informes mídicos determinaron que la niña fue violada por lo que el joven fue detenido”.

Fuenzalida, a cargo de la unidad especializada de San Isidro, destacó además que “por ahora lo único que se tiene es el informe mídico que determina la violación, ya que hasta ahora no declaró la niña, que debe hacerlo por Cámara Gesell, ni el detenido”.

El fiscal no quiso realizar ninguna hipótesis sobre el hecho ni abundar acerca de si la niña tenía algún tipo de relación con el detenido.

Fuenzalida ordenó un allanamiento en la villa La Cava, en donde aparentemente habría estado Magalí durante el tiempo en el que estuvo desaparecida, antes de ser encontrada este mediodía.

Los padres de Magalí estuvieron finalizando el trámite de su adopción, ya que convivía con ellos desde hacía seis años en una casa de Las Lomas de San Isidro.

La niña cursa en el Colegio Santa Magdalena de la localidad bonaerense de Olivos, en el partido de Vicente López.

Los padres habían radicado la denuncia el martes a las 20.30, casi una hora y media despuís de que la chica desapareciera.

Según la denuncia, Magalí estaba sola en su casa porque su padre había salido a hacer unos trámites. A las 19.08 ella lo llamó desde su celular y cuando el hombre atendió sólo escuchó su llanto, pero ninguna palabra.

Siempre según lo declarado en la causa, el padre llamó de inmediato a su mujer y le dijo: “Algo le pasa a Magalí, andá para casa”.

A las 19.15 Magalí volvió a usar su telífono celular, esta vez para llamar a su madre, a quien sólo le dijo: “Vení urgente”. Luego, la niña se fue de su casa y no regresó.

Hoy, tras la aparición de Magalí, su papá dijo a la prensa que “no fue un rapto en la calle” y contó que habló con la psicóloga: “No podemos saber aún quí pasó”

El papá de Magalí agradeció a la mamá de Ángeles Rawson, la adolescente asesinada en junio de 2013, que se comunicó con la familia para brindar su apoyo. “Quiero agradecer a toda la gente que me ayudó y llamó, como la mamá de Ángeles (Rawson). Les recomiendo a los padres que cuiden a sus hijos, que les hablen; nosotros la cuidamos, le hablamos e igual nos pasó esto”, dijo.

Fuente: infoban.com.ar