Una vecina de la familia de Luis Orsomarso, el concesionario secuestrado hace dos semanas en Ituzaingó dijo que la familia recibió una nueva prueba de vida y que ya reunió el dinero para pagar rescateSusana explicó esta mañana a la prensa que la prueba de vida consistió en una carta escrita “de puño y letra de Luis”, que fue entregada anoche en una estación de servicio, y agregó que se aguarda ahora una comunicación de los captores para pagar un segundo rescate, debido aque “la plata ya está”.
Susana explicó esta mañana a la prensa que la prueba de vida consistió en una carta escrita “de puño y letra de Luis que fue entregada ayer a las 20 en una estación de servicio y en la que decía que íl estaba bien y se pedía que se pague la plata” de un nuevo rescate.
Respecto de si el anterior pago no les llegó a los secuestradores, la mujer dijo que “aparentemente no” y agregó que ahora los captores pidieron “100 mil pesos que ya fueron juntados por los amigos y familiares a travís de cosas que vendieron”.
“Les pedimos por favor a quienes están en el medio que dejen la cancha libre para que podamos volver a estar con Luis”, expresó Susana.
“En la carta se pide que se pague pero mientras estí el periodismo y la policía encima, Luis no va a aparecer”, añadió la vecina de Orsomarso.
La familia de Orsomarso pagó el domingo pasado 80 mil pesos como rescate, los que habían sido exigidos por los captores para liberarlo sano y salvo.
No obstante, la principal sospecha de los pesquisas es que ese dinero pagado en el Camino del Buen Ayre y el Acceso Oeste por el padre del cautivo fue robado por delincuentes que no tienen nada que ver con la banda que mantiene secuestrado al concesionario.
Orsomarso, de 37 años y apodado “El Gordo”, fue capturado a las 18 del jueves 8 de junio pasado por delincuentes que entraron a su comercio “Ro Ni”, situado en Perón 7714, de Villa Ariza, partido de Ituzaingó, y se lo llevaron en un auto, tras dejar inmovilizados a dos empleados.
La investigación está a cargo del fiscal federal de Morón Marcelo Fernández, quien impuso el secreto de sumario.  A nivel policial, actúan el gabinete antisecuestros de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de Morón y la Dirección General de Investigaciones de Delitos Complejos de la policía bonaerense.

 (Tílam)

Fuente: infoban.com.ar