El pasado jueves se produjeron focos de incendios en el Parque Nacional Ciervo de los Pantanos, ubicado en el noreste de la Provincia de Buenos Aires, en las localidades de Río Luján y Otamendi, entre la Ruta Panamericana (RN 9) y el Río Paraná de las Palmas.

El primer foco de incendio que sería intencional, se produjo en cercanía de la costa del Paraná de las Palmas, al que le sucedieron nuevos focos de incendios en la madrugada del viernes y el sábado, este último en dirección al paraje El Porfiado, que se extendió entre el camino islas Malvinas y la Laguna Grande. Horas antes habían secuestrado 400 kilos de carne de carpincho y armamento a cazadores furtivos.

Asimismo el sábado se registraron nuevos focos que también habrían sido intencionales. Uno de ellos afectó la zona del Tajiber, fuera de la Reserva.

Desde el Parque Nacional Ciervo de los Pantanos informaron que en el control del fuego trabajó una cuadrilla de bomberos de la Policía Federal y aviones hidrantes a la zona, además del apoyo del cuerpo de Bomberos Voluntarios de Campana, Prefectura Nacional y Defensa Civil de Campana.

Después de combatir durante tres días consecutivos, el cuerpo de Brigadistas de incendios del Parque Nacional Ciervo de los Pantanos, junto a la división de Riesgo Forestal de la Policía Federal Argentina, lograron controlar todos los focos producidos desde el jueves 17 de septiembre, se informó.

La labor de los brigadistas se vio favorecida por el descenso de la temperatura, el aumento de humedad y la rotación del viento.

Cabe destacar que los focos más importantes avanzaban desde la costa del río Parará de las Palmas hacia los sectores este y oeste del camino Islas Malvinas, ya que parte del fuego se acercaba en dirección a las viviendas de la estación de tren Otamendi y los fondos de las quintas ubicadas en el Paraje El Porfiado.

Otro foco que se logró controlar con éxito se produjo en el límite Este del Parque Nacional, entre la colectora de la Ruta Nacional N°9 y las vías del ferrocarril.

Según lo informado “dos brigadistas resultaron lesionados durante las tareas de combate y fueron trasladados para su atención”. Este lunes las tareas de los Brigadistas del Parque Nacional se centraban en las guardias de cenizas para evitar que se reactiven los focos.

Desde el Parque Nacional Ciervo de los Pantanos agradecieron “la colaboración de la Cooperativa de productores forestales limitada y a las organizaciones y vecinos que brindaron su apoyo y colaboración en todo momento.”

Con los incendios en la zona ya controlados, en las próximas horas “se desarrollarán recorridas para detectar el daño ambiental producido y determinar la cantidad de hectáreas afectadas”.