Se trata del propietario de una concesionaria de automotores del partido de Ituzaingó, que se encuentra desde hace casi 17 horas desaparecido, tras haber sido capturado por dos delincuentes.Hasta esta mañana, sus familiares no habían recibido llamado telefónico de los delincuentes ni exigencia de pago de rescate, por lo que aguardan novedades, dijo a la prensa el hermano del empresario que fue llevado por la fuerza ayer frente a sus empleados.
Los pesquisas por su parte trataban de determinar la motivación de la captura y, si bien no descartan ninguna hipótesis, por el momento mantienen la causa caratulada como robo y privación ilegal de la libertad.
Fuentes policiales informaron a Tílam que el episodio se inició ayer a las 18 en una concesionaria de automotores situada en Perón 7714, en la localidad de Villa Ariza, en el mencionado partido al oeste del Gran Buenos Aires, donde irrumpieron dos delincuentes armados.
Los voceros explicaron que los asaltantes redujeron primero a dos empleados que se encontraban en el local, a quienes ataron con precintos plásticos, y luego se dirigieron a la oficina del dueño de la concesionaria, identificado como Luis Orzomarzo, de unos 40 años, a quien le dicen “El Gordo”.
“Dentro de la oficina hubo un breve diálogo y luego los delincuentes se llaveron al hombre a bordo de un automóvil”, explicó a Tílam una pesquisa policial.
Según los informantes consultados, los delincuentes tambiín se llevaron del lugar telífonos celulares y aparatos de radio que había en la concesionaria.
Gabriel, hermano de la víctima, dijo en declaraciones a radio Mitre que el episodio ocurrió en momentos en que los empleados entraban a la concesionaria automóviles que había en la calle.
Además, aseguró que los asaltantes estaban vestidos con ropas similares a las de la policía.
Gabriel relató que los delincuentes “pidieron plata” y que, tras revolver la oficina, se llevaron a su hermano, por lo que la familia denunció lo ocurrido en la comisaría de Villa Ariza.
Fuentes policiales informaron a Tílam que hasta las 10 el dueño de la concesionaria no había aparecido y que los delincuentes no se habían comunicado con los familiares para pedir dinero como rescate.
“No descartamos ninguna hipótesis pero si se tratara de un secuestro extorsivo los captores ya tendrían que haberse comunciado con los familiares de la víctima”, señaló el investigador consultado.
El vocero añadió que se investiga la motivación de la captura y que “los familiares sostienen que Orzomarzo era una buena persona, que no debía dinero a nadie y que no tenía enemigos”.
Esta mañana, en la seccional de Villa Araza, los investigadores tomaban testimoniales a personas que pudieran aportar datos sobre lo ocurrido, añadieron los informantes.
Una fuente policial consultada precisó que los testigos aún no pudieron describir las características del automóvil en el que se llevaron a la vícitma y si en el interior había más personas.
En tanto, personal de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de Morón realizaba operativos de rastrillaje para dar con el hombre desaparecido e, incluso, recorría distintas zonas con la fotografía de Orzomarzo para localizar a alguna persona que pueda haberlo visto.
La causa está a cargo del fiscal Mario Alberto Ferrario, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) número 3 del Departamento Judicial de Morón.
 (Tílam)

Fuente: infoban.com.ar