El reconocido actor británico Sean Connery, quien encarnó al popular espía James Bond, falleció hoy a los 90 años.

El artista protagonizó gran cantidad de películas a lo largo de su carrera, pero es recordado por su papel del agente 007.

Connery fue el primer actor en personificar al mítico espía, cuando en 1962 fue la estrella en “El satánico Doctor No”: luego continuó en la piel de James Bond en De Rusia con amor (1963), Goldfinger (1964), Thunderball (1965), Sólo se vive dos veces (1967), Los diamantes son eternos (1971) y Nunca digas nunca jamás (1983).

Tras ese papel que marcó su vida, el escocés también actuó en películas como Asesinato en el Orient Express, Highlander, El nombre de la rosa, Los intocables, Indiana Jones y la última cruzada y La casa del Octubre Rojo, entre otras.

Por su destacada actuación en Los intocables, Sean Connery fue galardonado con el Premio Oscar a Mejor actor de reparto en 1987.

A lo largo de su vida actoral, el caballero de la Realeza británica también cosechó tres Globos de Oro y dos Bafta.

Su último papel fue en The League of Extraordinary Gentlemen, en 2003, aunque luego continuó vinculado al mundo del cine desde el rol de productor.