Una mujer policía, su pareja y un amigo fueron detenidos acusados de integrar una banda de delincuentes que robó en al menos dos comercios, donde amenazó a las víctimas con matarlas si hacían la denuncia, informaron hoy fuentes policiales y judiciales.

Los investigadores identificaron a la policía como Romina Cisterna (31), quien se desempeñaba en el Comando de Patrullas de Moreno y que fue detenida junto a su novio, Walter Adrián Consiglieri (38), y un amigo apodado “El perro”, ayer a la mañana.

La investigación comenzó luego de dos robos cometidos en una panadería y una casa de telefonía de Moreno.

El primero de los hechos fue el 5 de junio en una panadería situada en San Pablo 1162, de barrio Casacallares, de Moreno, donde los delincuentes robaron dinero y diferentes pertenencias a las víctimas, a quienes amenazaron de muerte para que no los denunciaran.

Otro hecho fue cinco días después en un local de telefonía del barrio La Perla, también de Moreno, donde con el aparentemente con el reglamentaria de la policía amenazaron al dueño de una casa de telefonía y le robaron dinero en efectivo y otros objetos de valor.

El fiscal Federico Soñora de la UFI 4 de Moreno, junto al personal de la comisaría primera, realizaron un allanamiento en el domicilio de la la mujer policía,donde detuvieron a los tres acusados.

Los arrestos se realizaron luego de que un hombre los denunció por el intento del robo de su moto, delito que no concretaron justamente porque fueron reconocidos por los vecinos, dijeron las fuentes.

Los detenidos quedaron alojados en la comisaría primera a disposición de la Fiscalía 4 de Moreno-General Rodríguez y hoy serán indagados.

Además, en paralelo a la causa penal, la policía Cisterna fue desafectada de la fuerza por orden de la Auditoría General de Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad bonaerense.