El próximo jueves promete ser una fecha memorable. El intendente García mandó nuevos proyectos para beneficiar empresarios que serían aprobados. Desde la oposición convocan a los vecinos para pararlosOrganizaciones no gubernamentales, agrupaciones de vecinos, grupos independientes, partidos políticos fortalecidos tras la derrota de García en los últimos comicios, se organizan para estar presentes en la sesión que promete recrear el escándalo institucional producido hace poco mas de 11 meses cuando en una sesión secreta, lejos de las cámaras, los micrófonos y la oposición, se votaron las megaexceopciones que favorecerían a grupos empresarios en inversiones que alcanzarían los 320 millones de pesos.
Desde el oficialismo no se quedan atrás. Fuentes confiables aseguraron que “coparan las instalaciones” desde temprano para evitar el ingreso de los vecinos al recinto y garantizarce la  aprobación de las modificaciones al COU comprometidas por García y sus leales levantamanos, para favorecer la viabilidad de los proyectos de construcción de torres en altura en el bajo de Vicente López, ya que las ordenanzas votadas en Diciembre, no cuentan con la ratificación de los organos provinciales que la ley exige, a la vez que por la existencia de varias causas judiciales, se ven imposibilitadas de concretarse sin su consecuente correlato judicial.
“van a traer unos muchachos para garantizar que ninguno se haga el loco” explicaron los adeptos al intendente, justificando las medidas de “seguridad” ordenadas a sus seguidores -incluso a algunos extrapartidarios con buenas vinculaciones con “batatas” y otros especímenes de agreste aspecto y conductas poco sociables.
Por su parte, el Intendente García anunció que convocará a un Fiscal para que siga el trámite de la sesión del deliberante, o al menos una parte de ella (seguramente no aquella en la que golpeen a los vecinos o violen las leyes nacionales o provinciales, por que -los fiscales- “no tienen jurisdicción”)
Desde los sindicatos locales de empleados municipales, iniciaron una medida de fuerza en reclamo del cumplimiento del acuerdo de reivindicaciones laborales, y la creación del Estatuto Municipal, adeudado desde hace mas de una dícada, y considerado una herramienta fundamental para evitar que la comuna se llene de supuestos trabajadores, merced a intereses político-partidarios en desmedro de aquellos trabajadores de carrera.
La medida impulsada por los gremios incluye una “suspención de tareas desde las 8:30 hs. AM del Jueves” para “ejercer el derecho constitucional de peticionar a las autoridades guardando el debido respeto y con total firmeza, condición impostergable para defender y garantizar nuestros derechos” según consigna el comunicado oficial  de la Asoc. de profesionales  del Hospital municipal, la Asoc. de Profesionales mídicos de la Maternidad Santa Rosa; los Delegados docentes; ATE Zona Note y el Sindicato de Trabajadores municipales de Vicente López.
La Organización de los distintos sectores sociales, gremiales y políticos surge a partir de la necesidad de impedir que haya otro 23 de Diciembre, que no sepa interpretar el resultado de las urnas, donde el 75% de los vecinos dijeron no a la propuesta del Intendente Enrique García y su “mayoría automática” saliente del deliberante.
Los vecinos buscan una presencia importante en el recinto de sesiones para evitar nuevas agresiones físicas contra los manifestantes como ocurrió en la sesión del pasado jueves, cuestión que fue manipulada por el oficialismo en la prensa adepta, tergibersando los hechos y colocando a los victimarios en víctimas.
Miestras tanto, la prueba fundamental (el video de seguridad del sistema de monitoreo del edificio del HCD) no aparece, lo que despierta mas sospechas sobre la versión de los vecinos de los hechos.

Fuente: infoban.com.ar