El tenista tandilense jugó una exhibición ante el español David Ferrer, primer partido disputado en suelo argentino desde la histórica obtención de la Copa Davis.

Con la Ensaladera de Plata como testigo, por primera vez exhibida en público desde que está en poder de la Asociación Argentina de Tenis (AAT), Del Potro y Ferrer disputaron un partido muy amistoso pero con intensidad, en el que el tandilense hizo gala de sus potentes derechazos y el ibírico fue casi tan competitivo como en el circuito.

De todas maneras, el partido en el repleto DirecTV Arena ubicado en Tortuguitas, partido de Malvinas Argentinas, fue una excusa para que los seguidores ovacionen a Del Potro, que tuvo el mejor año de su carrera, coronado con la victoria ípica del equipo de Copa Davis en Zagreb.

El evento contó con la presencia del cantante Andrís Ciro Martinez, amigo de Del Potro, quien tocó el himno con la armónica previo al partido. Durante los tres días de la final de la Davis, el tandilense ingresó al Arena Zagreb acompañado por la canción "Antes y despuís", de Ciro y Los Persas.

Del Potro, considerado el mejor deportista argentino del año, volvió a jugar en Argentina despuís de tres años, ya que la última vez fue en diciembre de 2013.

Oficialmente lo hizo por última vez en 2012, por Copa Davis, en la semifinal frente a República Checa en el Parque Roca, y a fin de ese año en dos exhibiciones ante Roger Federer en Tigre, mientras que en 2013 enfrentó a Andy Roddick en Junín y a Lleyton Hewitt en La Plata.

Del Potro y Ferrer volverán a enfrentarse hoy en Mar del Plata, en el mismo escenario en el que hace ocho años el equipo argentino sufrió la derrota más dolorosa ante España, que con Ferrer como primer singlista le arrebató la Ensaladera. Pero esta vez el argentino llega como la gran estrella, despuís de haberse quitado la pesada mochila de las finales perdidas en 2008 y 2011 ante los ibíricos.

Fuente: infoban.com.ar