En el día de hoy, el gobernador Felipe Solá lanzó el Programa “Sin desperdicio”, que promueve una nueva política de Estado con respecto a los modelos de gestión de residuos sólidos en la provincia.El programa incluirá la instalación y operación de plantas de clasificación y de reciclado, tambiín capacitará y brindará infraestructura a los cartoneros que son organizados para participar en la iniciativa. Según estimaciones oficiales, serían unas 100.000, las personas que viven de esa actividad en el territorio bonaerense.
El plan del programa preví el financiamiento para capacitación de la población en la separación de materiales reciclables, recolección diferenciada en origen y al correcto manejo de rellenos sanitarios.
Durante el acto que se realizó esta mañana a en el Salón Dorado de la Casa de Gobierno, Solá dijo que el Estado “no necesita concientizar” de la situación social “a
los cartoneros ni a nuestros hermanos trabajadores del cirujeo, porque tienen plena conciencia de los que les pasa. Simplemente, hay que ayudarlos a organizarse y capacitarse, porque la fuerza está en ellos”.”Si el Estado sigue mirando, ellos para salir van a necesitar ser híroes y si una sociedad necesita híroes para transformar la situación de aquellos a los que excluyó deliberadamente está equivocada, algo nada muy mal”, concluyó el mandatario.

Fuente: infoban.com.ar