Los senadores y diputados bonaerenses del Frente De Todos condenaron la realización de espionaje interno luego de la denuncia que realizara la titular de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) Cristina Caamaño sobre un presunto seguimiento ilegal sobre correos electrónicos privados de periodistas y dirigentes políticos, sindicales y sociales de diversos espacios políticos y partidarios, incluidos del propio oficialismo, durante la gestión de su antecesor Gustavo Arribas, en la presidencia de Mauricio Macri.

“Como bloque de senadores provinciales del Frente De Todos, nos vemos particularmente afectados por este mecanismo ilegal puesto en funcionamiento por el anterior gobierno nacional, ya que entre sus víctimas directas se encontraban nuestro compañero Gustavo Traverso y la actual vicegobernadora de la Provincia de Buenos Aires y presidenta del Senado, Verónica Magario” señalaron los legisladores en un comunicado.

“Pero más allá de esos dos casos puntuales, condenamos enérgicamente cualquier uso de las agencias de inteligencia del Estado para perseguir a ciudadanos argentinos y ciudadanas argentinas por sus acciones personales y sus pensamientos” agregaron.

Finalmente, los legisladores recordaron que “en su discurso ante la Asamblea Legislativa, el pasado 1 de marzo, nuestro presidente Alberto Fernández fue muy claro al enfatizar que ‘tenemos la decisión irreversible de terminar para siempre con los sótanos de la democracia’, explicando así la decisión estratégica de intervenir la AFI y la necesidad de avanzar hacia un nuevo diseño del Sistema de Inteligencia Nacional. Ese es el compromiso que hemos asumido con nuestro pueblo y bajo ese mandato actuamos”.

Y concluyeron: “Es fundamental que tanto Mauricio Macri como Gustavo Arribas den explicaciones ante la Justicia Federal”.