El presidente Mauricio Macri compartió este viernes un asado con integrantes del Gabinete Nacional y funcionarios del Gobierno, en los jardines de la Residencia de Olivos desde donde siguió la volatilidad del mercado cambiario y analizó temas del acto eleccionario.
A horas de las elecciones generales del próximo domingo, del cónclave participaron, entre otros, el Jefe de Gabinete, Marcos Peña, el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, el canciller Jorge Faurie, el titular de la cartera de Producción y Trabajo, Dante Sica, de Desarrollo Social, Carolina Stanley, de Justicia, Germán Garavano, de Seguridad, Patricia Bullrich y Andrís Ibarra, a cargo de Modernización del Estado.Tambiín participó el Secretario General de la Presidencia, Fernando de Andreis.

Sin actividad oficial tras haber cerrado su campaña este jueves por la noche en Córdoba, el mandatario se recluyó en Olivos para estar al tanto de la volatilidad en el marcado cambiario en el último día hábil antes de las elecciones y, al respecto, recibió información suministrada por el Banco Central y el Ministerio de Economía.

Al mediodía, el jefe de Gabinete, Marcos Peña, realizó el habitual almuerzo en Olivos con ministros y otros funcionarios del Gabinete, aunque esta vez el encuentro estuvo encabezado por el propio Macri, que se sumó a la comida en los jardines de la residencia.

Durante la jornada el oficialismo analizó tambiín la campaña del “Sí, se puede” basada en 30 marchas por todo le país que imprimió un fuerte cambio respecto a los actos cerrados de la campaña para las primarias.

En esa reunión, de la que participó tambiín el asesor ecuatoriano Jaime Durán Barba, el Presidente expresó su satisfacción por las movilizaciones, en las que en varias de ellas logró reunir a una multitud y que le posibilitó estar más cerca de la gente.

Tambiín el mandatario repasó el operativo de fiscalización dispuesto por el oficialismo para este domingo en las distintas mesas que habrá en los cerca de 14 mil centros de votación.

Fuente: infoban.com.ar