Dos jóvenes complicaron durante un juicio oral la situación de Cristian Aldao, quien está siendo juzgado en Morón por atropellar y matar a una joven y herir a otra presuntamente en una picada en HaedoFuentes judiciales dijeron que las dos testigos coincidieron en señalar que Aldao transitaba a gran velocidad en la localidad de Haedo en diciembre de 2004 y que, tras atropellar a Gloria “Fanny” Domínguez y a Natalia Becerra, ambas de 21 años, huyó sin prestar asistencia a las víctimas, una de las cuales murió en forma instantanea.
El abogado que representa a los familiares de las víctimas, Horacio Rodríguez, aseguró a Tílam que las testigos “se llaman Noelia y Linda, quienes acompañaban a “Fanny” y a Natalia en el momento que fueron atropelladas”.
Durante la audiencia, a cargo del Tribunal Oral en lo Criminal 6 de Morón, presidido por Andrea Celia Bearzi e integrado por los jueces Alejandro Rodríguuez Rey y Marcos Lisa, tambiín declaró un taxista de apellido Chirino que afirmó que vio que en el auto en el que viajaba Aldao había otra persona en el asiento del acompañante.
Chirino explicó que se hallaba en una estación de servicio cargando gas cuando escuchó el estruendo del impacto, por lo que salió corriendo para prestar ayuda.
En ese momento observó que el vehículo se detuvo a unos 300 metros y que alguien abrió la puerta del acompañante, bajó del vehículo y miró hacia el lugar en el que quedaron las víctimas.
Luego, el automóvil volvió a arrancar su marcha y escapó, dijo el testigo.
Según las fuente, mañana continuarán la tercera audiencia del juicio desde las 9 con los testimonios de peritos.
Segun la instrucción del caso, realizada por la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) número 1 del Departamento Judicial de Morón, a cargo de Josí De los Santos, la mañana de la Navidad del 2004, Aldao iba a bordo de su automóvil.
Al llegar a la esquina de Defensa y Güemes, frente al Showcenter de Haedo, atropelló a Fanny Domínguez y a Natalia Becerra, que regresaban de festejar la Nochebuena junto a un grupo de amigos y estaban cruzando la calle, y huyó.
A raíz del impacto, Dóminguez murió en el acto y su amiga resultó gravemente herida por lo que estuvo internada hasta el 11 de enero de este año en el hospital Argerich de Capital Federal.
Horas despuís del hecho, Aldao fue detenido y la policía secuestró su presunto Fiat Uno en un garage donde presentaba la rotura de los vidrios y abolladuras en la chapa.

Fuente: infoban.com.ar