La Defensoría del Pueblo bonaerense relevará en toda la Provincia el cumplimiento del congelamiento de los precios de 1.132 productos de consumo básico y masivo dispuesto por la Secretaría de Comercio de la Nación.

Esta decisión quedó definida luego del encuentro entre el gobernador Axel Kiciloff e intendentes, del que también participó el Defensor del Pueblo, Guido Lorenzino. La intención es llevar adelante un despliegue territorial de control entre las y los jefes comunales y las delegaciones que el organismo tiene en distintos puntos de la Provincia.

“Hubo aumentos en exceso y sin justificación en los últimos quince días. Buscamos que se cumpla realmente este programa que beneficiará a las y los consumidores en general, y que puede ser una herramienta muy importante para favorecer sobre todas las cosas a los sectores más vulnerados”, expresó Lorenzino.

Además de los relevamientos, la Defensoría habilitará un canal de denuncias específico (el 0800-222-5262, que funcionará de lunes a viernes, las 24 horas, y que se sumará a las redes sociales y la web), donde los y las consumidores podrán realizar reclamos si encuentran irregularidades relacionadas al congelamiento de precios.

A su vez, el organismo elaborará informes semanales en los cuales detallará el grado de acatamiento de la medida; las localidades y comercios que eventualmente incumplan; el listado de productos sobre los que no se esté dando efectivo cumplimiento de la misma, entre otros puntos.