El ministro de Desarrollo Social de la Nación y el intendente de Malvinas Argentinas firmaron convenios para fortalecer el desarrollo de la niñez y la adolescencia, la puesta a punto del Plan Potenciar Trabajo y visitaron una institución religiosa para ver el funcionamiento del Operativo Invierno.

Con el objetivo de continuar desarrollando la agenda en materia de asistencia social, el ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo, y el intendente municipal, Leo Nardini, se reunieron esta mañana para delinear y fortalecer políticas que beneficien a los sectores sociales más vulnerables.
En el Palacio Municipal de Malvinas Argentinas firmaron un convenio que tiene por objetivo mejorar el desarrollo de la niñez y la adolescencia junto a Gabriel Lerner, secretario nacional de Niñez, Adolescencia y Familia del Ministerio de Desarrollo de la Nación. Luego Arroyo y Nardini visitaron una institución religiosa de Villa de Mayo en donde, a través de distintos representantes de organizaciones civiles, el ministerio hizo entrega de frazadas, estufas, ropa de abrigo y otros elementos para atender y asistir a personas en situación de mucha vulnerabilidad y así que puedan sobrellevar mejor las bajas temperaturas.

En este contexto, el ministro Daniel Arroyó valoró el trabajo que se viene llevando adelante en Malvinas: “Siempre veo lo que se está haciendo en Malvinas Argentinas como un modelo para poder replicar en otros lugares.  Estoy muy contento de acompañar a Leo (Nardini)”. Además puntualizó que “la Argentina se reconstruye de abajo hacia arriba, estando en los barrios, en las iglesias, escuchando, ayudando y poniendo en marcha políticas que ayuden a los que están haciendo cosas. Adaptarnos a cada realidad, estamos escuchando las problemáticas, las dificultades que hay sabiendo que hay mucha gente que la pasa mal y hay que colaborar entre todos”.

En cuanto al intendente Nardini, al ser consultado por la visita del ministro, consideró: “Agradezco que Daniel (Arroyo) y todo su equipo tengan esa sensibilidad que los caracteriza, no vienen a decirte lo que hay que hacer, sino a contarte que el Estado está presente y ofrece su ayuda, eso es fantástico. Hay que buscar la manera de que vuelva el círculo virtuoso del trabajo y que se pueda dignificar a la gente”.

Quien también se sumó a las declaraciones fue el subsecretario nacional de Asistencia Crítica, Gustavo Aguilera, quien : “Tenemos una indicación tanto del Presidente como del ministro para trabajar mucho y duro para que ninguna familia tenga frío y no pasen hambre. Hay gente que está angustiada y las organizaciones civiles tienen la posibilidad de acompañarlos”.

A partir de ahora, Malvinas Argentinas suma tres políticas más de asistencia social en su agenda. El Operativo Invierno que brinda asistencia a las personas vulnerables ante las bajas temperaturas. La puesta en marcha del Plan Potenciar Trabajo con fondos de más de 65 millones de pesos para máquinas y herramientas destinadas exclusivamente al uso del trabajo. Y por último, un convenio que apunta a contribuir con el crecimiento y el desarrollo de niños y adolescentes para ayudarlos a sobrellevar esta etapa de aislamiento social.

También participaron del encuentro: Mariana Melgarejo, directora nacional de Sistemas de Protección de la SENAF; Elizabeth Farese, subsecretaria de Mujer, Niñez y Adolescencia del Municipio de Malvinas Argentinas, y María Luján Salgado, secretaria de Gobierno y Monitoreo Institucional.