“Tostable” es una línea de tostados sándwiches ya preparados que El Noble vende congelados, listos para tostar y disfrutar o freezar, en dos variedades clásicas.

Las opciones disponibles son jamón cocido y mix de quesos (mozzarella y gouda), y caprese (mozzarella, tomates, albahaca y aceitunas), envueltos por una masa fina y crocante que no tiene costura ni abertura, por lo que permite una preparación limpia y sin complicaciones.

Ideales como snack, merienda o para una comida rápida, se presentan congelados y listos para calentar en tostadora, horno e inclusive en sandwichera. También resulta una opción ideal para que los chicos puedan prepararlo ellos mismos, señalaron desde la empresa reconocida por su extensa cadena de franquicias en todo el país.

Para venta retail, los tostable sándwiches se ofrecen en empaques de dos unidades y están disponibles en todas las cadenas de supermercados y mayoristas del país, así como también en autoservicios y tiendas. Se pueden conservar hasta por 12 meses en el freezer.

También se pueden adquirir calientes y listos para consumir en todos los locales de El Noble.

Los pedidos para take away o delivery se pueden realizar a través del Whatsapp o teléfono de cada local o por medio de la App El Noble (disponible para Android y iPhone), también a través de las plataformas de Pedidos Ya, Rappi y Uber Eats.

Cabe destacar que El Noble ofrece un canal de venta directa y un novedoso sistema de revendedores, quienes llevan el producto a determinadas zonas del país.

También puede adquirirse a granel: “un servicio ideal para que estaciones de servicio, confiterías, cafeterías, restaurantes y empresas de catering puedan ofrecer un rico tostado sin necesidad de contar con todos los ingredientes de corta vida útil” señaló El Noble.

Tostable se presenta como opción atractiva para disfrutar a cualquier hora del día de manera fácil, rápida, económica y, sobre todo, con mucho sabor.