En una protesta realizada este lunes frente a la sede del Ministerio de Trabajo de Tigre, reclamaron ante el accionar de la empresa Plan Verde, que adeudaba salarios y desde hace 2 años no abonaba cargas sociales. Tras rescindir el contrato con la administración de Nordelta, dicen que la empresa dejó a los trabajadores “a la deriva” y sin sus fuentes laborales.

“Estos trabajadores ahora quedaron en la calle, y Nordelta es solidariamente responsable”, afirman desde el Sindicato de Jardineros, desde donde además, informaron que “la empresa Plan Verde trabaja hace años para Nordelta, y cambió de ración social tres veces, y siempre pagó de esta manera desprolija, y estiró el pago de obras sociales”.

“Nordelta rescindió el contrato a la empresa Plan Verde, y dejó en la calle a 60 trabajadores, que hoy estamos reclamando por nuestras fuentes de trabajo. Estamos viniendo a audiencias en el Ministerio para poder solucionar esto y que la administración de Nordelta se haga cargo y puedan volver a trabajar”, manifestó al medio QUE PASA Rubén Maidana, secretario general del Sindicato de Jardineros.

Además, contó que “estamos en constante plan de lucha, ya que nos manifestamos la semana pasada en la puerta de Nordelta, y queremos que los trabajadores vuelvan a trabajar normalmente, y que se cumplan sus derechos”.

En aquella oportunidad, los trabajadores difundieron folletos explicando la situación a los propietarios: “Sepa que están administrando mal su dinero contratando empresas que no cumplen la ley. AVN y Nordelta permitieron  durante 2 años trabajar a una empresa que nunca pagó las cagas sociales, quedó debiendo sueldos y nos deja sin trabajo y obligados a judicializar nuestros derechos. Sepa que usted es solidariamente responsable y principal damnificado ya que toda acción judicial recaerá en vuestras expensas”.

“El Ministerio está haciendo todas las gestiones para que intervenga AVN, y las asociaciones civiles de cada barrio, porque esta empresa trabaja en tres barrios dentro de Nordelta. Estamos intentando lograr que se conserven las fuentes de trabajo y la antigüedad de cada uno de los trabajadores”, indicó a este medio Carolina Bello, delegada del Ministerio de Trabajo en Tigre.

En ese sentido, los trabajadores piden que las distintas asociaciones vecinales los apoyen para poder recuperar las fuentes laborales y que se realicen en tiempo y forma los pagos de salarios y aportes.