Estudiantes del último año de la secundaria municipal Paula Albarracín iniciaron un proceso de revinculación de compañeros y docentes.

En el marco de la normativa de distanciamiento que rige actualmente, los alumnos que este año finalizan su la educación media concurren al encuentro, de una hora, en tres grupos de diez participantes, en horarios diferentes.

El intendente Jorge Macri participó de la actividad y destacó la importancia de la revinculación: “Este fue uno de nuestros planteos a la provincia, nosotros creemos que la educación es esencial. Muchos países han tenido aislamiento, todos han sufrido la pandemia pero han sostenido alguna forma de educación presencial”.

La vuelta a clases se implementa con medidas de prevención y el protocolo resuelto por el Ministerio de Educación de la provincia de Buenos Aires. El mismo establece que todos los concurrentes, tanto alumnos como docentes de la Escuela Municipal Paula Albarracín de Sarmiento deben usar tapaboca. Durante el ingreso es obligatorio la toma de temperatura con termómetros digitales. En ese proceso, quien posea una temperatura mayor a 37.4°, no podrá ingresar y se activarán los protocolos sanitarios correspondientes.

Además, el jefe comunal resaltó el valor de desarrollar estos protocolos de cara al futuro: “Empezamos a trazar un camino para garantizarle a los chicos de 5to que van a tener un sexto año, este año no pudieron hacerlo, pero es muy importante para 2021 que se retome con algún tipo de normalidad y concurrir a clases. El Paula Albarracín, según las pruebas Aprender es la mejor escuela de la provincia de Buenos Aires y  una de las pocas del país que tiene bachillerato internacional. Estos chicos egresan con ese título y ya pueden ingresar a un montón de universidades en el extranjero para poder seguir estudiando”.

Por último resaltó que “veníamos planteando este tema a provincia, finalmente nos dieron la posibilidad de arrancar, hoy hay muchas escuelas de gestión privada en el distrito que han vuelto a clases, pero lamentablemente ninguna de las escuelas de gestión provincial y eso es una pena, porque los chicos que van a las escuelas públicas provinciales ven que su brecha se agranda”.

El encuentro no tiene carácter obligatorio, por lo que su asistencia es decisión del alumno y su familia. Quienes asistan, deben hacerlo con el permiso de CUIDAR y una autorización por escrito de los padres.

La vuelta a clases toma relevancia, tanto para los alumnos como para los docentes, ya que se trata del final de una etapa educativa y, durante el año, se perdieron todas las oportunidades de celebración.