Las empresas lo cobrarán pero no serán los usuarios quienes deban pagarlo sino que se hará cargo el Estado nacional.

Acorralado por las quejas de usuarios, especialistas y dirigentes políticos de todos los sectores, el gobierno de Cambiemos decidió dar marcha atrás con la insólita normativa que pretendía que los usuarios de gas se hicieran cargo de forma retroactiva de las corridas cambiarias que llevaron a la fuerte devaluación que tuvo el peso en los últimos meses.

Así se lo hizo saber el ministro del Interior Rogelio Frigerio a los senadores de distintas bancadas opositoras y el oficialismo este mediodía. El cambio de rumbo todavía debe hacerse efectivo y oficial, ya que aún no hubo disposición en ese sentido que cancelara la anterior.

La resolución 20/2018, que dispuso el aumento de forma retroactiva por la suba del dólar, tomada por Javier Iguacel desde la Secretaría de Energia de la nación, generó tanta controversia que desde el propio interior de la alianza gobernante salieron a criticarla.

El radicalismo por caso, presentó una propuesta para que fueran el Estado y las empresas quienes asumieran los costos solidariamente, pero finalmente solo será el Estado quien pague y las empresas, compensadas en su totalidad.

Esto ya comienza a generar una nueva discusión y varios dirigentes de la oposición -entre ellos la ex presidenta Cristina Fernandez- salieron por las redes sociales a repudiar que las distribuidoras no resulten afectadas como sí lo fueron el resto de las personas y empresas.

Fuente: infoban.com.ar