El ministro de Salud bonaerense, Claudio Zin, estimó que a fin de mayo podrá producirse el primer pico de casos de bronquiolitis en la provincia y garantizó los insumos para hacer frente a esa enfermedad respiratoria, que afecta a los lactantes y niños.
Zin detalló las estrategias de prevención de la bronquiolitis en territorio provincial durante una conferencia de prensa que dio en la Casa de la Provincia de Buenos Aires, acompañado por el gabinete del Ministerio de Salud bonaerense.
La bronquiolitis “es una infección respiratoria que tiene alta incidencia en los menores de dos años”, dijo Zin, quien explicó que sus síntomas son “fiebre alta, respiración rápida o dificultad para respirar, que se manifiesta con una especie de silbido”.
El ministro puntualizó que el pasado 26 de abril empezaron a aparecer los primeros casos de bronquiolitis en la provincia y añadió, que se estima que “cerca del 31 de mayo será el primer pico de la enfermedad”.
Destacó la importancia “de realizar la consulta temprana al mídico, para evitar complicaciones en los menores” y sostuvo que la lactancia materna ayuda a disminuir la incidencia de la bronquiolitis.
Tambiín, avaló la vacunación antigripal para chicos de seis a 23 meses y consideró que en la Provincia “se llegará al 70% de esa población vacunada”.
Zin señaló que “tambiín hay una cantidad importante de niños de dos a tres meses con tos convulsa” y aludió a las medidas de higiene, para evitar el avance de los virus que afectan las vías respiratorias.
Precisó que es importante el lavado de manos, la ventilación de ambientes y que el niño no estí en un ambiente fumador, debido a que el humo del cigarrillo afecta los bronquios.
Para hacer frente al avance estacional de las infecciones respiratorias el Ministerio de Salud bonaerense distribuyó parte de los insumos que se entregan en forma gratuita, en las salas sanitarias y en hospitales públicos.
Flavia Raineri, coordinadora del Programa Materno Infantil de la Provincia, indicó que “este año se compraron 280 mil aerosoles de salbutamol, casi el doble que en años anteriores, por lo tanto, tenemos prácticamente uno por cada chico menor de un año”.
Además, este año se incrementará en casi un 70% la partida presupuestaria destinada a reforzar los servicios de pediatría y neonatología en hospitales así como los centros de salud y sedes administrativas sanitarias de la provincia de cara al inicio del período crítico de enfermedades respiratorias.
Raineri estimó que el año pasado, la bronquiolitis afectó a cerca de 500 mil niños y provocó 149 muertes en menores de un año.
Por esa razón, el año pasado se diseñó la llamada Estrategia 25, “que fue clave en la contención de la epidemia de estas enfermedades. Así, logramos bajar un punto el índice de mortalidad infantil en la provincia de Buenos Aires que pasó de 13,6 a 12,54 por mil nacidos vivos en comparación con 2007”, señaló Zin.
El Ministerio informó que incorporará a unos 900 enfermeros y 200 mídicos a los hospitales de la provincia con mayor demanda en pediatría y neonatología.
Además, “se pondrá especial ínfasis en el seguimiento personalizado por parte de promotores de salud de los niños en
riesgo, especialmente aquellos con bajo peso al nacer, con madres analfabetas y muy jóvenes”, dijo Raineri.
La Dirección Provincial de Hospitales indicó que se asignó un total de 19 millones de pesos para más de 50 dependencias sanitarias, lo que representa una suba del 67% respecto del 2008 para combatir las enfermedades respiratorias bajas.
Como complemento, se reforzará antes del invierno la promoción de la lactancia materna en toda la provincia ya que “es la principal vacuna contra la bronquiolitis”.

Fuente: infoban.com.ar