En el operativo de Arba en la gran cita del polo de Hurlingham se encontraron con que el 60% de los asistentes verificados tenían algún tipo de deuda con la provincia.

La Agencia de Recaudación de Buenos Aires (ARBA) realizó un operativo de control y fiscalización en la final del Abierto Argentino de Polo Hurlingham disputada el sábado donde se notificaron deudas multiimpuesto por un monto de 300 mil pesos.

Según explicó la Gerencia General de Fiscalizaciones Masivas de ARBA, 6 de cada 10 vehículos de los asistentes al Abierto de Polo controlados por los agentes tenían algún tipo de deuda con la Provincia. Además, se comprobó que el propietario de una camioneta 4×4 Nissan Frontier acumulaba incumplimientos fiscales por más de $60 mil en concepto de Patentes e Ingresos Brutos.

Durante las inspecciones efectuadas en los comercios ubicados dentro del predio tambiín se constató que un 80% poseía algún grado de irregularidad con el fisco, ya sea por no encontrarse inscripto en Ingresos Brutos o por no haber presentado las declaraciones juradas correspondientes.

El director ejecutivo de Arba, Martín Di Bella, detalló que “tras la notificación, los contribuyentes tienen un plazo perentorio para regularizar su situación y ponerse al día con el fisco provincial” y destacó que “los controles tienen como finalidad que este segmento de contribuyentes, de innegable capacidad contributiva, regularice su situación con la Provincia”.

El torneo de Hurlingham es una de las principales cita del polo argentino previo al Abierto de Palermo, casi un campeonato del mundo del polo, con jugadores de enorme categoría y en su gran mayoría con 10 golpes de hándicap.

Fuente: infoban.com.ar