El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, afirmó que no entrará en la confrontación política con el oficialismo nacional mientras dure la pandemia porque eso “no ayuda” en un momento en el que se necesita “la unidad de los argentinos”, y expresó su “desacuerdo” con el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero.

“No me engancho en discusiones políticas porque no ayuda ya que estamos frente a la crisis sanitaria más grande del último siglo. Tenemos que buscar la unidad de los argentinos”, subrayó el referente del PRO, luego de que Cafiero dijera que bajo la gestión del ex presidente Mauricio Macri la pandemia “hubiese sido una catástrofe”.

En declaraciones radiales, el mandatario porteño agregó: “Tengo la responsabilidad de la gestión en donde hay mayor cantidad de casos. Con esa responsabilidad no voy a entrar en discusiones políticas”.

Más tarde, a través de su cuenta de Twitter, el jefe de Gobierno remarcó: “Estoy totalmente en desacuerdo con los dichos del jefe de Gabinete de la Nación. Y mucho menos decirlo en este momento, en el que todos los argentinos tenemos que trabajar juntos”.

En el mismo sentido, Rodríguez Larreta se refirió a la comparación que hizo el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, durante el último anuncio de extensión del aislamiento obligatorio sobre la cantidad de testeos hechos en la Ciudad y en la Provincia.

Kicillof había señalado que “es mentira que se han realizado menos tests o pocos tests” en la provincia de Buenos Aires y aseguró que en su distrito llevan realizados “60 mil tests y en la Ciudad 38 mil”.

Al respecto, Larreta insistió en su política de no entrar en la confrontación y señaló: “Nunca tomé personal la comparación de Kicillof. Él dio datos de la Ciudad que son públicos. Y lo que dijo de la Provincia asumo que son verdad. No tengo razones para dudar”.

Además, el jefe de Gobierno destacó que se mantiene en contacto permanente con Kicillof y detalló: “Así como nos reunimos el martes , hablamos por teléfono, nos intercambiamos mensajes. Somos vecinos de todo el límite de la Ciudad”.

Por otra parte, Rodríguez Larreta se refirió a la flexibilización de algunas actividades en la ciudad de Buenos Aires en el marco del aislamiento obligatorio y sostuvo que “hay que salir del blanco o negro de `cuarentena sí o cuarentena no´ porque esa dicotomía no es real”.

En este sentido, destacó que “todos los países del mundo la flexibilización es gradual para evitar el crecimiento grande de los casos”.