El intendente de Vicente López, Jorge Macri, mostró su descontento por el “toque de queda sanitario” que busca restringir la actividad nocturna para evitar la suba de contagios.

A través de su cuenta de Twitter disparó: “Pagan justos por pecadores. El rebrote no se generó con la reapertura de comercios y gastronomía. Ellos cumplen los protocolos. El problema fue lo informal e ilegal”.

En ese sentido remarcó su postura en un sengudo tweet: “No fueron capaces de controlar lo ilegal e informal y ahora toman esta mala medida. Pregunta: si hay fiestas ilegales de día ¿hay toque de queda diurno?”.