El Senado de la Nación convirtió en ley el proyecto impulsado por Laura Russo que modifica la ley de Protección Integral de los Derechos de los Niños, Niñas y Adolescentes y así disponer una línea telefónica y una aplicación para celulares gratuita que brinde información, contención y asesoramiento en caso de violencia, maltrato y abuso.

La iniciativa de Russo, que en agosto pasado fue aprobado por unanimidad en la Cámara de Diputados, incorpora varios incisos al artículo 44 de la Ley 26.061 con el objetivo de crear “interfaces de tecnologías y plataformas digitales gratuitas y de fácil acceso destinadas a brindar información y asesoramiento en materia de violencia, maltrato, abuso y otras vulneraciones de derechos contra niñas, niños y adolescentes, y que promuevan su participación”. También busca establecer “directrices para la compilación y el tratamiento de la información producida por las interfaces de tecnología y por las líneas telefónicas de atención para niños, niñas y adolescentes dependientes de los distintos órganos administrativos de las diversas jurisdicciones”. Finalmente, el proyecto promueve “generar campañas de difusión masiva de las interfaces creadas”.

“Como nos marca nuestro presidente Alberto Fernández, para llegar a todos tenemos que empezar por los que menos tienen. Y en ese sentido, los niños, niñas y adolescentes representan un sector con baja participación y que menos voz tiene al momento de diseñar acciones y políticas que impactan en su vida cotidiana. Al escuchar y atender sus voces estamos ampliando derechos, igualando oportunidades y dejando atrás la vieja normalidad que entre 2015 y 2019 dejó desamparados a millones de chicos y chicas”, destacó Russo.