El novio de la víctima estaba prófugo desde el crimen, ocurrido dos meses atrás.

El novio de Gisella Fasanella, quien fue estrangulada el 6 de noviembre último en un hotel alojamiento del partido bonaerense de Tres de Febrero, fue detenido hoy en el barrio porteño de Palermo, informaron fuentes policiales.

Se trata de Braian Iván Arregui (25), quien fue capturado esta mañana tras permanecer prófugo durante casi dos meses por personal de la comisaría vecinal 14C de la Policía de la Ciudad, durante un patrullaje realizado en la avenida Dorrego, entre Freire y Libertador.

Según los voceros, en ese lugar observaron a dos personas que merodeaban con una actitud sospechosa entre los autos estacionados y, cuando las identificaron, descubrieron que una de ellas era el joven buscado por el femicidio de Fasanella (27).

El acusado quedó ahora a disposición del Juzgado de Garantías 2 de San Martín, a cargo de Andrea Zakrzewski, quien dispuso su traslado a la alcaidía 13 de esa jurisdicción.

El crimen de Fasanella fue descubierto el miírcoles 6 de noviembre de 2019, alrededor de las 14, en el albergue transitorio “R8 Hotel”, ubicado en la calle Ituzaingó y ruta 8, del barrio El Libertador, en Tres de Febrero.

Al no contestar los llamados, los empleados del establecimiento ingresaron a la habitación y hallaron el cadáver de la víctima sobre la cama y tapado con una sábana.

De acuerdo a los pesquisas, la joven y Arregui eran habituís en ese albergue transitorio y esa vez habían llegado a pie cerca de las 22 del martes y pagaron un turno a pernoctar con la tarjeta de la Asignación Universal por Hijo (AUH) a nombre de ella.

En la habitación se encontró un gran desorden: botellas de vino, otra de un espumante, latas de energizantes y cerveza, una caja de lencería erótica, una caja de cigarrillos, colillas en un cenicero, ropa tirada en el piso, un maso de naipes y la bandeja con el desayuno intacto que incluía dos cafís con leche, con jugo de naranja y cuatro medialuna de grasa.

Para no ser detectado por abrir la puerta, el hombre que estuvo con la víctima escapó por una ventana que quedó abierta.

La autopsia confirmó posteriormente que la causa de la muerte fue “estrangulamiento a lazo” y la sospecha de los forenses es que la ahorcaron con un cordón hallado colgando del ventilador de la habitación.

Ese elemento fue secuestrado por Policía Científica y se ordenaron peritajes para ver si su ancho coincidía con el del surco de ahorcadura incompleto que presentaba la víctima en el cuello.

Además, los mídicos forenses hallaron lesiones en el recto “compatibles con acceso carnal”.

De acuerdo a los datos recogidos luego por los investigadores, Arregui había abandonado el hotel alojamiento unos quince minutos antes de que los empleados hallaran el cadáver de la mujer.

Los pesquisas pudieron reconstruir los últimos movimientos del joven a partir de una tobillera electrónica que llevaba puesta, producto de los antecedentes por violencia de gínero que tenía en una causa en la que el Juzgado de Familia 5 de San Martín le impuso una restricción perimetral solicitada en una denuncia por su ex pareja.

Según los registros de la tobillera, Arregui llegó al hotel a las 22.06 del martes y se fue del mismo a las 13.46 del miírcoles, luego se la arrancó a unos tres kilómetros de distancia, en la zona de Campo de Mayo, y el equipo dejó de emitir señal.

Al identificar al sospechoso, los efectivos de la comisaría 5ta. de Eufrasio Alvarez y de la Jefatura Departamental de Tres de Febrero, bajo las órdenes de la fiscal Marcela Costa, realizaron dos allanamientos, uno en San Martín y otro en Billinghurst, en búsqueda del prófugo, pero no lo pudieron localizar.

Fuente: infoban.com.ar