Mediante un proyecto de comunicación, el interbloque de Juntos Por El Cambio en el Concejo Deliberante de Luján le requirió al Ejecutivo municipal que explique en razón de qué se le pagó 1 millón de pesos en carácter de “asesoría al Hospital Municipal” a Guillermo César Flores, quien fuera funcionario en el vecino distrito de Exaltación de la Cruz.

Según lo remitido en la presentación por los concejales opositores, a Flores “no se le conocen antecedentes que lo califiquen para brindar los servicios para los que fue contratado”, e incluso “no no es conocida su presencia” en el centro asistencial.
En tanto, JxC remarcó que “sí son conocidos los antecedentes políticos de Flores, desarrollados en el Municipio de Exaltación de la Cruz, como dirigente del Frente De Todos y como alto funcionario durante años. En la actualidad es presentado públicamente como ‘asesor’ de la Municipalidad de Exaltación de la Cruz”, expusieron.

El proyecto presentado solicita que el gobierno de Leonardo Boto explique los antecedentes administrativos de las órdenes de compra adjudicadas a Flores, cinco en meses consecutivos por $200.000 cada una.

Además que aporte un detalle pormenorizado de los “servicios de consultoría” brindados por el proveedor; los informes elaborados por el mismo; la identificación del funcionario o dependencia que solicitó la contratación de Flores como consultor; y quién brindó la conformidad sobre los informes elaborados por el proveedor.

Asimismo desde la bancada opositora explicaron que “solicitamos al Ejecutivo que nos informe sobre los antecedentes de Guillermo César Flores en la prestación de “servicios de consultoría” de la naturaleza de los brindados a la Municipalidad de Luján, su currículum vitae, el contrato del cual surge la vinculación entre la municipalidad y el proveedor, y la justificación de la contratación”.