La concejal vecinalista argumentó que de esta forma se busca regular un sistema de prevención integral de eventos por muerte súbita en espacios públicos y privados de acceso público.

“En nuestro país mueren alrededor de 30 mil personas por año a causa de muertes súbitas cardíacas y el 75% de ellas podría salvarse si fueran atendidas adecuadamente dentro de los primeros minutos de ocurrido el episodio. En estas situaciones, que casi siempre ocurren fuera de un centro mídico, el valor tiempo tiene una importancia fundamental”, explicó la edil.

La Concejal propone la instalación de desfibriladores en espacios públicos municipales y privados de acceso público.

“Los desfibriladores son el único tratamiento efectivo, pueden ser usados por cualquier persona con una mínima capacitación y, si bien su costo es elevado, siempre es mínimo en comparación con el valor de una vida”, expresó Djedjeian.

El proyecto tiene como antecedentes la Ley Nacional N° 27.159 y la Ley de la provincia de Buenos Aires N° 14.794 que, desde el año 2015 y con diversos matices, disponen el uso público del desfibrilador externo automático (DEA).

Fuente: infoban.com.ar