El crecimiento del dinero digital y la bancarización de la economía marcaron el desarrollo de 2020, lo que se reflejó en la aceleración del incremento de la cantidad de tarjetas de débito bancario en circulación, con un aumento interanual de 17,7%, y en que 6 de cada 10 de los nuevos clientes se orientaron directamente a los canales digitales.

Los datos surgen del informe balance del UDE 2020 elaborado por Red Link y difundido hoy, en base a datos de 31 millones de clientes, en el que se midió la evolución del dinero electrónico en la Argentina.

El informe observó “un claro aumento de la bancarización de la economía, que se reflejó en la aceleración del crecimiento de la cantidad de tarjetas de débito bancario en circulación, de 27 millones a fines de 2019, a 28 millones en abril 2020; superó 30 millones en julio y cerró en un máximo histórico de 31,7 millones en el año con un aumento de 17,7% interanual”.

También se destacó que fue un contundente reflejo de la situación que “6 de cada 10 de los nuevos clientes se abocaron directamente al uso del dinero electrónico a través de canales digitales, como Home Banking y el celular, en particular a comienzos de abril, cuando se implementaron medidas de aislamiento social preventivo y obligatorio”.

Sobre la operatoria de extracción sin tarjeta a través de Punto Efectivo, también experimentó un enorme crecimiento, y alcanzó en julio su pico máximo, al superar las 2 millones de órdenes, y totalizar en sus 12 meses más de 8,8 millones de transacciones, lo que representa un crecimiento interanual del 7.569%.

Todos los rubros, con la excepción de la recarga de transporte, por la limitación de uso a las personas abocadas a tareas decretadas esenciales, registraron tasas singulares de crecimiento de las transacciones, en particular las órdenes de extracción; débito inmediato, e-commerce y transferencias inmediatas.

También avanzó el uso de la tarjeta débito por parte de los titulares directos de cuentas bancarias a la vista, Home Banking, Mobile Home Banking, Link Celular, el Cajero Automático, y las transferencias inmediatas entre cuentas propias y a terceros, mantuvieron altos niveles de usuarios y transacciones.

El informe, además, destacó que se produjo un mayor uso del Home Banking: “De noviembre a diciembre las transacciones en este canal crecieron 8,7%, cerrando 2020 con un incremento interanual del 20,9%, y récord de 241,4 millones de transacciones en julio”.

Las operaciones que impulsaron este crecimiento fueron las consultas de saldos (3.959.585), consulta de movimientos (1.444.142), y las transferencias (1.002.460), y por el contrario, acusó caída la consulta de vencimientos (1.241.774).

Los pagos a través de la Web, luego de dos meses consecutivos de caída, crecieron de noviembre a diciembre 5%.

Los usuarios de Home Banking alcanzaron un nivel récord de poco más de 3 millones en julio y se mantuvo en ese nivel hasta el último mes del año.

“Un fenómeno similar experimentó la cantidad de las operaciones en el resto de los canales: Mobile Home Banking creció 33,1% en un año en cantidad de usuarios, a 2 millones, y 32,8% en cantidad de operaciones, las cuales se afirmaron arriba de los 100 millones por mes desde abril; Link Celular 31,0% en usuarios y 39,2% en transacciones; y los de la billetera digital, uno de los rubros más expansivos del año: multiplicó por más de 3 la cantidad de usuarios y casi 4 el volumen de transacciones”, concluyó el trabajo.