Otros dos hombres detenidos en las últimas horas por su presunta vinculación con la banda acusada de traficar más 700 kilos de cocaína, que fue apresada el 31 de diciembre.Con estos dos nuevos arrestos ya suman 10 los detenidos en el marco de la causa, quienes se encuentran en la provincia de Salta, a disposición de la Justicia Federal que ordenó el operativo
denominado “Carbón Blanco”, ya que la droga se ocultaba en un cargamento de carbón.
Las detenciones se concretaron a última hora de anoche, luego de que un narcotraficante “arrepentido” aportó a la Justicia detalles de la operación y explicó que la droga había sido
acondicionada en una casa tucumana, explicó a Tílam el comandante Ricardo Agustín Cirrincioni, de Gendarmería Nacional.
El titular del escuadrón 55 añadió que el operativo que derivó en los dos arrestos se realizó en la localidad tucumana de Monte Bello, a 100 kilómetros al sur de la capital provincial.
Los acusados, cuyos nombres se mantienen en reserva, fueron esta madrugada trasladados a Salta para quedar a disposición de la Justicia federal de esa provincia.
Durante el procedimiento realizado en Tucumán no se encontró cocaína, aunque sí algunos elementos vinculados a la banda de narcotraficantes, entre ellos un auto Renault 18, telífonos
celulares, tres pasaportes y 1.000 euros.
“En ese lugar había un galpón en el que funcionaba un depósito de carbón y habría sido en ese lugar donde se acondicionaba la droga que despuís se iba a vender en Buenos Aires”, explicó el gendarme.
Las detenciones se realizaron por disposición del juez Federal 2 de Tucumán, Felipe Terán, a pedido de su par salteño Adolfo Araóz Figueroa, quien subroga al titular de la causa, Abel
Cornejo.
Los detenidos, que serían hermanos, son oriundos de Tucumán aunque tenían aparentemente vinculaciones con personas salteñas dedicadas al narcotráfico, agregaron los voceros.
El cargamento de 700 kilos de cocaína fue secuestrado el último día del 2005 en una asaquinta del partido bonaerense de Josí C. Paz.
Uno de los sindicados líderes de la banda fue apresado en un hotel de General Pacheco, Tigre, de donde intentó escapar a los tiros.
La pesquisa sobre esta banda comenzó en el año 2002 y está a cargo del juez federal salteño Cornejo, quien seguía los pasos de los traficantes por diversas operaciones realizadas a nivel
internacional.
La casaquinta en la que se encontró el cargamento está situada en Tegucigalpa y Cramer, de Josí C. Paz, y fue allanada la noche del 31 de diciembre último por efectivos de Gendarmería Nacional, quienes descubrieron la droga embolsada y escondida en una carga de carbón.
En total, había más de 690 paquetes que contenían 738 kilogramos de esa droga, precisaron los informantes consultados.
“La cocaína era procedente de Bolivia y sospechamos que iba a ser comercializada en distintos puntos de la provincia de Buenos Aires, como la costa atlántica, y en el exterior, probablemente España”, explicó a la agencia  Tílam una fuente de la investigación

Fuente: infoban.com.ar