Dos personas fueron detenidas hoy en la causa por el secuestro y asesinado del adolescente Matías Berardi, una de ellas sospechada de ser el autor material del crimen y la otra señalada como supuesto miembro de la banda que actuó en el hecho, mientras una tercera seguía prófuga, informaron fuentes policiales.

De esta manera, ascendió a siete la cantidad de apresados por el homicidio de Berardi, cometido el martes último en la localidad bonaerense de Campana, cuando la víctima intentaba buscar refugio tras haber escapado de sus captores.

Las detenciones se realizaron durante varios allanamientos concretados en la localidad bonaerense de Villa Mayo, partido de Malvinas Argentinas; y en zonas del distrito de Vicente López, en el norte del Gran Buenos Aires, dijeron los voceros a DyN.

Los procedimientos, que estuvieron a cargo del grupo especial “Halcón”, fueron supervisados por el gobernador bonaerense, Daniel Scioli; el ministro de Justicia y Seguridad de la provincia, Ricardo Casal; y el jefe de la Policía Juan Carlos Paggi.ð El joven de 20 años, identificado como Elías Vivas, fue arrestado en Villa Mayo, poco despuís de que el gobernador Scioli dijera que la detención del “autor material” del crimen de Berardi era “inminente”.

“Estamos coordinando todo para rápidamente detenerlo”, había anticipado a la prensa el mandatario antes de inaugurar un sistema de cámaras de seguridad en Vicente López, partido en el que fue “demorado” luego un hombre, cuya identidad no trascendió. Esta tarde, esa persona pasó a la categoría de “detenido”, manifestó a radio Mitre Paggi.

“Esta persona, que habíamos demorado en Vicente López porque presumíamos que podía haber brindado colaboración a la persona que está huyendo de nuestros operativos, fue declarada por la Justicia Federal como detenida”, enfatizó el jefe de la Policía bonaerense. Paggi completó: “Así que, en el día de hoy, tenemos dos detenidos más, porque ha habido elementos en la casa que allanamos en Vicente López que lo involucran (a este último hombre), lo complican y mucho”. Por último, el jefe de la Policía bonaerense expresó: “Si podemos dar con esta persona que nos falta, tendremos a todos los supuestamente involucrados en este hecho tan lamentable y aberrante a disposición de la Justicia Federal, como corresponde”.

Berardi, de 16 años, fue secuestrado en la madrugada del martes último, cuando volvía a su casa de Ingeniero Maschwitz despuís de un baile de egresados en la Capital Federal y sus captores hicieron varias llamadas telefónicas para pedir rescate.

El mandatario provincial sostuvo hoy que el joven de 20 años acusado de matar de un balazo en la espalda en Campana al adolescente tenía “una condena de ocho años” por otro hecho.

Scioli reveló que el sospechoso “usa tres nombres” y apuntó en forma tajante: “A este bandido, esperemos rápidamente ponerlo detrás de las rejas”.

“Sí que la familia (Berardi) no tiene consuelo, pero es nuestro deber trabajar de esta manera”, aseveró el gobernador bonaerense en referencia a la detención de quien sería “el responsable del disparo brutal”, indicó. Scioli confirmó ante los periodistas que está “en contacto” con la familia Berardi, que ayer encabezó una masiva marcha por las calles de la ciudad bonaerense de Ingeniero Maschwitz para pedir justicia por el crimen del adolescente.

Por su parte, el fiscal de Campana Orlando Bosca, a cargo de la causa, tomó anoche declaración indagatoria a un ex socio de la herrería que funcionaba en la casa familiar de la localidad de Benavídez (Tigre) donde estuvo retenido el adolescente.

Fuentes del caso dijeron a esta agencia que el hombre, Santiago García, de 70 años, compareció ante los investigadores acompañado por la defensora oficial Mara Hortensis, con la intención de dejar en claro que “no tenía vinculación” con el secuestro.

En tanto, el dueño de la herrería, su esposa y sus hijas de 17 y 18 años mantuvieron entrevistas con otra defensora oficial y no habían declarado, por lo que seguían esta tarde incomunicadas.

El matrimonio y sus hijas están sospechados de haber sido “los guardadores” de Matías durante las 15 horas que estuvo secuestrado.

Fuente: infoban.com.ar